12/4/19

Escuela Taurina de Mérida informa a la colectividad

En un comunicado, resumen parte de sus actividades y proyectos entre los cuales se encuentra enviar alumnos a escuelas taurinas españolas.



A QUIEN PUEDA INTERESAR

Aun cuando sus aspectos funcionales son asuntos de particular incumbencia, pues la Escuela Taurina de Mérida es una Asociación Civil sin fines de lucro, de naturaleza estrictamente privada, prudente es dar a conocer públicamente –por ésta única vez- que ella fue fundada con el nombre de Humberto Álvarez en honor al laborioso creador de la primera escuela taurina que hubo en la ciudad y la cual lamentablemente desapareció con su sentida muerte, por catorce personas, de las cuales dos (02) ya no forman parte de ella por su libérrima voluntad.

Su Director Docente es el subalterno activo de ella egresado, José Francisco “Chico Paredes” quien cuenta con el asesoramiento del matador de toros Alexander Guillén. Como docente se desempeña el matador de toros Jhonatan Guillén, y se ha dispuesto, también -a instancia del Sr. Presidente de Coremer- como docente al subalterno en retiro Mauro Pereira por cuya salud y recuperación plena hacemos votos. Todos, con la responsabilidad de proseguir el gran trabajo cumplido por Fabián Ramírez, hoy en España.

La empresa COREMER y la Alcaldía del Municipio Libertador colaboran con el pago de sus salarios. Los alumnos reciben clases gratuitamente y los gastos de funcionamiento son cubiertos con el aporte de amigos de la Escuela, entre ellos los integrantes de la Asociación Taurina de Mérida (ASOTAUME).

De las clases prácticas planificadas para el presente año lectivo 2019 ya se cumplió la primera el cinco (05) de abril, la segunda sería en el mes de junio y la tercera y última en el mes de julio, las cuales se han de alternar con la enseñanza teórica de aula, clínicas y presentaciones promocionales en diversos sitios de la ciudad.

Oportunamente le serán entregados sin costo alguno, las franelas de presentación de los alumnos, cuyo esfuerzo y dedicación, así como el de sus representantes, es de elemental justicia reconocerlo. Sus logros y éxitos, se alcanzan con humildad y trabajo continuo, siendo la única recompensa que obtiene una institución de carácter privado sin fines de lucro.

De su seno han egresado varios novilleros y subalternos en activos, y directivos taurinos. Por ello, en su constante renovación, a esta fecha ya se aprobó el Reglamento de funcionamiento de la Escuela con el nuevo pensum de estudio, cuyo contenido se ajusta a los parámetros internacionales, y será aplicado a partir el próximo mes de junio.

De igual manera, a pesar de que –como lo conocen bien las personas familiarizadas con el mundo taurino español- es sumamente difícil para un alumno extranjero acceder a una Escuela Taurina Pública en España, al margen de que cumpla con las exigencias de nivel técnico, valor y edad suficiente o límite para hacerlo, la Escuela Taurina de Salamanca ha aceptado, a nuestras instancias, al alumno merideño José Gutiérrez para cursar allí estudios a partir del próximo mes de septiembre. Él debe conseguir su certificado de salud para proceder a ayudarle en el trámite de la consecución de su visa para ingresar legalmente a España, así como coadyuvamos en logro de un trabajo remunerado para su manutención durante su tiempo de estancia.

Actualmente diligenciamos también, con el concurso del buen amigo de Mérida, el Dr. Juan Ramón Romero, un cupo en una Escuela Taurina Pública de la Comunidad de Andalucía para el alumno Víctor González. Anhelamos tener éxito en ello.

Finalmente, agradecemos al gran número de desinteresados colaboradores, en especial a la empresa propietaria de la Plaza de Toros Román Eduardo Sandia, en cuyas instalaciones funcionamos, por hacer posible el cumplimiento de nuestras actividades, en la seguridad que proseguiremos brindando satisfacciones, pues ya no está lejos el día en el cual uno de los recientes egresados de la Escuela se convierta, formalmente, en matador de toros.

En conclusión, nuestra Escuela Taurina cumple una función en pro de la formación cívica y taurina de sus alumnos, libre de los pésimos ejemplos de vicios, conductas ciudadanas impropias, egoísmo, envidia, crispaciones, complejos, frustraciones, conflictividad y negatividad social. Por el contrario, la probidad, buenas maneras, amplitud, fe, solidaridad, esfuerzo mancomunado y optimismo son su Norte.

Mérida, siete de abril de dos mil diecinueve

Escuela Taurina de Mérida H. A.




No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Artículos anteriores