Apoya las obras de reparaciones de la Basílica -Banco Sofitasa - Cta. Cte. - A nombre de: Basílica Nuestra Señora de la Consolación -
Rif: G-2000 02506 - No.: 0137 - 0002 - 8800 - 0009 - 6101
+info click aquí: Reparaciones Basílica

Feria de Tovar 2019 - 05 al 08 Sept.

21/5/18

Magistral Juan Bautista, cuatro orejas en Nimes

Cuarta de la Feria de Nimes Foto:mundotoro


Jesús Enrique E Colombo  confirmò su Alternativa. Foto: mundotoro

tomado de: mundotoro por: MICA CRESSENTY Nimes (Francia)

Juan Bautista volvió a confirmar su idilio con Nimes, décimo cuarta Puerta de los Cónsules del torero francés que cuajó a placer sus dos toros de Juan Pedro Domecq, poniendo a todos de acuerdo y logrando repetir un triunfo importante en el coliseo. Enrique Ponce cortó dos orejas al segundo de su lote tras una faena de grandísima dimensión que caló en los tendidos. Jesús Enrique Colombo, que confirmaba alternativa, abrió plaza cortando un apéndice al de Juan Pedro, dejando claro su concepto de poder a los toros y sin amilanarse en un cartel de figuras.

El romance entre el anfiteatro nimeño y Juan Bautista sigue. Pues otra vez las antiguas piedras romana fueron el escenario ideal para que Bautista firmara una gran faena. Entendió a la perfección al de Juan Pedro, un animal muy noble. Acarició con mucha fineza y elegancia las embestidas del animal. Lo hizo todo con una exquisita dulzura, bordando el toreo. Lo finiquitó con una estocada a recibir que dejó patas arribas al astado. Dos orejas.

Volvió a lucirse Juan Bautista con el quinto desde el saludo capotero. Respondió favorablemente el galo a la solicitud del público a la hora de poner las banderillas. Llegó en la muleta con pocas chispas el astado y el mérito de Bautista fue de no apretarlo para no agotarlo. Así poco a poco consiguió construir una faena inspirada que caló en el público. Dos orejas.
Enrique Ponce es otro torero muy querido por la afición de Nîmes y volvió a demostrar por qué mantiene viva esta historia de amor con el Coliseo. No fue misión fácil ya que el Juan Pedro tuvo poca fuerza. Pero Ponce sabe más que nadie torear a esos animales. Con suavidad, mucha suavidad consiguió dibujar otra obra maestra. Las ‘Poncinas’ previa a la estocada fulminante enloquecieron a los tendidos. Dos orejas.

Enrique Ponce escuchó una ovación después de despachar a su primer astado. Tuvo poca fuerza el Juan Pedro y la labor de Ponce consistió cuidarlo en todos los tercios.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Artículos anteriores

Feria de Tovar - del 05 al 08 de Septiembre