30/11/15

Vanegas y Colombo: 6 orejas y Puerta Grande..!

Jesús Enrique Colombo con su primero al que cortó dos orejas. Foto: Notitarde/Raúl Araque Guillén

* Leña Fina de Laguna Blanca un bravo y noble novillo

por: César Dao Colina

*MÁS emoción no cabía en la bella Monumental de Valencia. Ayer, dos muchachos de la patria pararon de sus asientos a la afición que se dio cita al coso cabrialense. Falta mucho espacio para cubrir lo que la gente se llevó en los archivos de la memoria...¡Seis orejas, a tres por coleta y la ansiada salida a hombros por la Puerta Grande! bajo una cascada de ovaciones. Manolo Vanegas y Jesús Colombo, cada quien con un mensaje fresco, bueno, lleno de entrega le dieron ese alimento que le está haciendo falta a la Fiesta; más, cuando hicieron honor a lo que es un mano a mano: Rivalidad, agarrón del bueno, competencia y amor propio; lo demás, es copa de bravura...bravura que dieron dos novillos toros de Laguna Blanca de don Euclides Sánchez (UCLI MANUCLI) e hijos, tallando honor a la escrupulosidad ganadera; por otra vía, los astados del criador Juan Campolargo de las Rosas C., todos disparejos en presentación y bravura.



Vanegas y la Entrega

*Con sitio, buenas maneras, resolviendo cuando lo fue necesario hasta el punto de dejar, con un valor seco, templando y dándole distancia a sus oponentes, le cortó las dos orejas a Leña Fina, bravo y encastado novillo-toro de Laguna Blanca, de vuelta al ruedo, y otra a Pausado, de Campolargo. En Manolo, hay firmeza, aguante, aplomo, decisión lo que levantó las burbujas del entusiasmo. Enhorabuena a no desmayar porque ese sueño es hermano del triunfo...


Colombo o la Dimensión

*Tres orejas, por igual, lo llevaron a alzarse con el laurel de la Puerta Grande. Jesús, maneja con gusto el capote cimbrando la cintura, dándole donosura a los vuelos del percal. Con la muleta hizo altares al oficio, a la lentitud para enganchar desde lejos la embestida de sus cornúpetas. Todo lo que hizo tuvo importancia porque supo lo que es un cara a cara, rivalidad plantada en sus lentos pases redondos bien rematados detrás de la cadera y los naturales lánguidos, arrastrando, con su juventud las lanzas que necesita el toreo patrio para meter, al igual que Vanegas, la gente a los tendidos, porque cansados estamos de becerros y figuras llevándose los billetes norteños. Colombo, tiene con su disposición en el contexto conjuntado de sus faenas, las de ayer domingo, las veletas de la naturalidad para convertirse en figura plena.



Y el agarrón...

*No paró todo allí, Manolo y Colombo, rivalizaron en quites, en banderillas, en gestos retadores, pero cada quien en su línea, en los conceptos rectos de la profesión, que es interesar al público, al soberano, al cónclave, como lo observamos, repetimos, ayer, a ese Tendido Parado por el Paroxismo Colectivo, por los cañones que cada uno tiene en sus espadas, vaciándolas, en limpios volapiés o vuelapiés, dejando la vida en cada tiempo...y, esa virtud es una gracia que el público no sabe despreciar.

*Manolo Vanegas y Jesús Colombo, pueden estar en un cartel de la feria, y rellenarla con una corrida porque vale más los kilates que vimos ayer en la Monumental, que el engaño que rechazamos en seguir soportando con tantas mentiras vestidas de toros.

*Hasta el lunes, para rematar la faena.


César Dao Colina.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Artículos anteriores